Capilla

La Capilla del Nazareno se abre en el centro del muro de la nave de la Epístola, frente al acceso barroco de la nave del Evangelio. Presenta tres tramos, el central de planta cuadrada está cubierto con bóveda semiesférica sobre pechinas, y los laterales, de bóveda de cañón con lunetos, albergaban, por derecho, a Nuestro Padre Jesús Nazareno y en los laterales, a la izquierda a María Santísima de la Amargura y a la derecha a San Juan Evangelista.

Aunque es en 1835 con la desamortización de Mendizábal cuando se suprimen los conventos y la Órdenes religiosas de menos de doce individuos, entre ellos los Mínimos de San Francisco de Paula de Huelva, ya en enero de 1823, la Sociedad Económica de Amigos del País de Huelva solicitó “algunas piezas del extinguido convento de la Victoria” para su uso como secretaría y sala de sesiones de la citada entidad, con el fin según ellos, de “destinar los edificios nacionales a objeto de utilidad común” .
El convento de los Mínimos pasa después a ser Teatro Principal y Colegio de los PP. Agustinos. Hoy en día es el colegio del Santo Ángel el que ocupa el solar del antiguo cenobio.
Con motivo de la exclaustración del convento, la Hermandad pasa a residir en la Parroquia de la Purísima. Donde se construye la capilla del Nazareno a expensas de Doña Teresa Rivero, viuda de Trianes. El 18 de julio de 1845 Dña. Teresa de la Cruz Trianes ante D. José María de la Corte (A.P.N. folio 198 nº o61 mod A),manifiesta literalmente “declaro que habiéndose suprimido los conventos trasladé el altar que pertenecía a los Trianes, mis hijos, a la Parroquia de la Concepción en donde conservan su pertenencia, como lo demuestra su escudo de armas” . Diego Díaz cree que posiblemente la capilla se erigió sobre lo que fuera el camposanto de la Concepción, cosa que no ha sido demostrada.
La capilla del Nazareno durante todo este período fue la del Sagrario de la Parroquia.
Entre 1856 y 58, Marcelo Espínola, por entonces abogado, residió en Huelva y visitaba diariamente la capilla del Sagrario, que era la del Nazareno. Aquí creció la vocación sacerdotal del Beato.
En 1925 sufre una serie de obras, así como cuando fue destruida la Iglesia en 1936, corriendo los gastos en ambos casos por cuenta de la cofradía. En ésta última restauración consta en la Hermandad la colaboración de los Condes de Barbate que durante ésta época apadrinaron a esta entidad en algunas de sus actividades
En 1937 se adquieren dos cuadros para la capilla uno de San Sebastián y otro de la Virgen de la Cinta, obras ambos de Juan Padilla. Decir que éste mismo pintor realizó otros dos cuadros de la Patrona de la ciudad, uno que durante muchos años, hasta la restauración del fresco original, presidió el altar del Santuario de la Cinta y hoy día se encuentra en el convento de las RR. MM. Oblatas y el segundo que se venera en las HH. de la Cruz.
La Capilla vuelve a sufrir una nueva restauración y es el 14 de diciembre de 1975 cuando se procede a la bendición de la misma por parte del párroco don José García González. Así adquiere la fisonomía que conocimos hasta el cierre de la Parroquia que tuvo lugar en 1999.
En dicha ocasión las obras que se acometieron, fue la realización de los altares laterales de la Amargura y San Juan, que corrieron a cargo, la talla de José García y la carpintería de Francisco García, también en el taller de Juan Borrero se realizaron la peana y las guirnaldas en metal plateado del altar del Nazareno y, para las pechinas de la Bóveda, Pilar Toscano pintó cuatro tablas, representando a cuatro apóstoles, Santiago, Felipe, Lucas y Pedro
Con posterioridad a dicho acto, se nombró mayordomo perpetuo a D. Antonio Tello Olivares, entregándose dicha distinción a su hijo, debido a que el homenajeado estaba enfermo.
Anteriormente hemos comentado que el 4 de febrero de 1999 debido a unas obras en un edificio colindante, la Parroquia se cerró el culto. El 12 de junio de 2006 se celebra cabildo extraordinario de la Hermandad para la realización en mármol de nuevo altar y camarines. Dicha obra siguiendo el modelo del antiguo altar fue realizada por la empresa Cuellar de Almería. En su interior se introdujeron las antiguas peanas de los Titulares.

El 21 de diciembre del mismo año, D. José Vilaplana procede a la reapertura de la Concepción, junto con D. Ignacio Noguer.
Hoy en día también se Venera en la capilla la Santa Cruz de Jerusalén.
Como elemento decorativo cabe destacar dos ánforas chinas de fecha desconocida, donadas a la Hermandad por Doña Concepción Montes.




Hermandad de Nuestro Padre Jesús Nazareno. Huelva.
C/ Rascón 31. 21001 Huelva
959285372 - nazarenohuelva@hotmail.com

Sitio web desarrollado por Gestiona Business Solutions s.l.